sábado, 28 de mayo de 2016

Tópicos literarios propios del Barroco

Se deja el optimismo y claridad racional del Renacimiento y se vuelve al pesimismo y al oscurantismo medievales. 

 Descriptio puellae. La belleza de la mujer amada se aleja de la armonía renacentista y supera a la propia naturaleza. Vinculada con el tópico del Carpe diem,se destaca el efecto demoledor del paso del tiempo.

Amor post mortem.
El amor se presenta como la única fuerza capaz de superar a la muerte
.

 "Su cuerpo dejará, no su cuidado;
Serán ceniza, mas tendrá sentido;
Polvo serán, mas polvo enamorado."  (Quevedo)


Desengaño. Es el tema general en una generación que se ha formado escuchando y leyendo a los ascetas y místicos de la España de la Contrarreforma y encerrada en sí misma de Felipe II. Aparecerá en muchos de los poemas de Quevedo. 
Tempus irreparabile fugit (“el tiempo pasa irreparablemente”). En el Barroco, la inestabilidad de los hombres y la fugacidad de las cosas hacen que el presente sea una perpetua descomposición. "Solamente lo fugitivo permanece y dura". "Hoy pasa y es, con movimiento / que a la muerte me lleva despeñado". "Soy un fue, y un será, y un es cansado" (Quevedo). "Del tiempo huye lo que el tiempo alcanza" (Lope de Vega). 
Adynata (o mundo al revés). Quevedo frecuentemente altera el orden lógico por el que debería corresponder si hubiera justicia en el mundo, como en La hora de todos o la Fortuna con seso.
Memento mori (Recuerda que has de morir) Recuerda al hombre su naturaleza mortal y, por tanto, insta a evitar la soberbia que le lleva a creerse superior por su riqueza o su fama. En el Barroco se utiliza para mover a la reflexión sobre la condición humana.
"Muerte viva es,Lico, nuestra vida" (Quevedo)
 
Mundo como teatro. El mundo es un teatro para Calderón ("teatro funesto es, donde importuna / representa tragedias la Fortuna"), donde todo es apariencia; así lo reflejó en su auto sacramental El gran teatro del mundo. Sólo la reflexión y la abstención de acción, que nos distancian de lo que ocurre en escena, nos puede dar el sentido de la obra. El teatro del Globo isabelino tenía por lema "el mundo entero es un teatro". 
La vida es sueño. Es el famoso tópico que recoge Calderón en su obra La vida es sueño en donde la vida puede entenderse como un sueño del cual despiertas con la muerte. Sería una variante del anterior.

No hay comentarios:

Publicar un comentario